LIBROS LIBRESCOS


    Trece poemas de dolor y una canción esperanzada
     




    1- Madre

    Ahora que eres tan vulnerable
    te quiero más que nunca,
    la mejor madre
    sin duda ninguna.
    Se lo digo a los cuatro vientos
    y a quien quiera escucharlo,
    porque son mis sentimientos,
    no puedo evitarlo.
    Mami querida, tu hijo te implora que no te vayas,
    que estés siempre cerca de mi,
    como en aquellas playas
    junto a ti.
    Mami , tu hijo lo escribe al borde del llanto:
    ¡Gracias por haberme querido tanto!.
    En esta noche oscura
    oigo tu respiración fatigada,
    quisiera tener la cura
    que te aliviara.
    Pero para tu mal vino a buscarte la parca
    a ti, la sin par Liria Ventura,
    ahora soy como un boxeador sonado que anhela la campana
    porque ya no me encuentran tus ojos.
    Se apagó tu mirada
    y mi alma se parte en sollozos.
    Adios rianxeira de mi corazón
    descansa en paz mi amor.
    Que a Virxen de Guadalupe te acolla no seu regazo
    e que as ondas do mar de Vigo te leven ao alen do ceo.

    En memoria de mi querida madre Liria Ventura González Núñez

    Rianxo (1922) - Vigo (2012)


    2- Tu ausencia

    Mami te hecho tanto de menos
    que lloro por dentro
    busco tu presencia en mis sueños
    y me despierto feliz cuando te encuentro.
    No te olvidaré jamás
    aunque pierda la memoria
    porque quien me quiso más
    no se lo merecería.
    Seguirás inspirando mis actos
    mientras siga vivo
    y buscaré a tientas como los ciegos
    a mi ser más querido.


    3- A Rosalía de Castro

    En las orillas del mar
    escribo este poema
    donde los ríos van a parar
    llenos de pena.
    Por ti, alma de Galicia,
    por ti, que escribiste la negra sombra
    que nos asombra.
    Si estos versos llegan a tus oídos,
    serán tuyos no míos,
    porque te mereces lo mejor
    Rosalía de Castro, en tus orillas del Sar.

    Pra mellor poeta do planeta.



    4- Un año

    Hace un año el tiempo se detuvo
    pero relojes siguieron su tic tac
    como los perros siguen a su amo
    y la vida su actividad.
    Mi corazón no detuvo su ritmo
    aunque se rompio en mil pedazos
    ya nunca será el mismo 
    porque me faltan tus besos.
    Y aunque el dolor se vaya calmando
    me falta tu presencia
    sigo caminando
    para llenar tu ausencia.


    5- De puntillas
     

    Pasamos por la vida de puntillas

    pisando arenas movedizas

    dejando el rastro de  nuestras huellas

    con el corazón hecho trizas.

    Y aunque el tiempo juegue al olvido

    siempre nos quedará el recuerdo

    de aquellos a quienes quisimos

    y por los que hoy imploramos.


    6- De puntillas II

    Pasamos de puntillas por la vida
    pisando arenas movedizas,
    dejando nuestras huellas en la senda
    con el corazón hecho trizas.
    Buscando que la caminata
    nos lleve a buen destino
    como el mar vuelve a tierra,
    eterno peregrino.


    7- Una de cal y otra de arena

    Una de cal y otra de arena
    persigo su sombra por toda la tierra
    mi corazón sigue latiendo
    como un caballo desbocado
    y aunque me esté muriendo
    llegaré a mi destino
    que es encontrarla algún día
    para decirle que la quise con toda mi alma
    porque madre no hay más que una
    la que me dio el estar
    la que me cuidó en mi debilidad

    y me enseñó el verbo amar.


    8- Líneas paralelas

    Éramos como líneas paralelas
    que solo se cruzan en el infinito
    tu subiendo las escaleras
    que no a Quito.
    Después yo a la Hispanidad
    tu a la vuelta de la esquina
    no nos encontramos ni por casualidad
    que ironía.
    Aunque nos presentimos,
    un día el azar nos tiró su "almadía"
    a la deriva como náufragos
    y desde aquel instante compartimos la vida
    y nuestro amor es más fuerte
    porque no nos tocó el gordo de la lotería
    pero mi gran suerte
    es el privilegio de amarte María.


    9- El gran salto

    Al borde del trampolín
    te acercas al abismo
    si das el salto que no tiene fin
    no te encuentras a ti mismo
    porque el espacio puede ser infinito
    y el tiempo se hace eterno
    solo queda un requisito
    buscarte en un sueño
    que no termina nunca
    como un laberinto sin salida.
    En los sonidos del silencio de tu ausencia
    persigo tu rastro
    casi tres años sin tu presencia
    Lord Jim mi amigo.

    A mi mejor amigo Miguel, que partió antes de tiempo.


    10- La luz de Luz 

    Tuve el gran privilegio
    de tenerla como profesora en el instituto
    donde se produjo el sortilegio
    de compartir su magisterio
    que me hizo amar a su Rosalía
    aunque yo aún no lo sabía
    fue la simiente
    que sembró en mi una manera de ser
    que penetró en el inconsciente
    y cambió mi forma de ver.
    Luz Pozo Garza 
    la mejor poeta gallega viva
    sigue en la brecha
    de la generación de mi madre
    con su eterna sonrisa por bandera
    mi mejor maestra
    gracias por tu escuela.


    11- El capote de Truman 

    Hay "otras voces, otros ámbitos"
    que te retrotraen a la infancia,
    hay un "arpa de hierba"
    que suena a "música para camaleones",
    hay un "desayuno en Tiffanis "
    que sabe a "plegarias atendidas".
    Si "escuchas a las musas" con atención
    serás "el invitado de acción de gracias",
    si buscas emoción
    te dejará la "sangre fría"
    porque el capote de Truman 
    es como la chistera de un mago
    de el sale la mejor prosa 
    disfrazada de poesía.



    12- Tres años ya

    Oigo de nuevo los sonidos del silencio
    después de haber caminado por el lado salvaje
    busco tu presencia en el funeral por un amigo
    y solo encuentro la noche al final del viaje.
    Tres años son como la historia de la eternidad
    largos como siglos en la Tierra Media, 
    no sé si están cambiando los tiempos de verdad
    pero el futuro está a años luz de la luna.
    Recuerdo cuando escuchábamos Mother and child reunion
    en el salón de tu casa
    siempre tu amado 
    Paul Simon 
    forever in Graceland.




    13- El final y el principio

    Una vela se apaga
    otra se enciende
    la vida termina
    la vida sigue.
    Nuestros anhelos, nuestros sueños
    son como la marea en la arena
    cumplimos años
    y volvemos a la tierra.
    Merecemos ser felices 
    y cuando se cumpla nuestro tiempo

    por lo menos que las cicatrices
    sean como las velas en el viento
    y nuestros deseos sean corazones 
    llenos de cariño
    por nuestros amigos
    como Pepi Valencia Peña.




    14- Nuestro momento en el tiempo

    Cinco años de "nuestro momento en el tiempo"
    aferrados a nuestra almadía,
    rodeados de "avatares" que nos dejaron al borde del abismo,
    pero resurgiendo como naúfragos rescatados del agua fría.
    Tenemos que volver a vivir aquel momento
    que nos llevó a la Iglesia Auxiliadora
    recuperar el espíritu
    de Albano y su Aurora.
    Cari celebremos nuestro aniversario
    como aquel día,
    bailando con la música de Whitney Houston 
    la canción de nuestra alegría,
    pero sin olvidar a los "ausentes"
    que estarán siempre en nuestro recuerdo
    testigos de nuestros esponsales 
    de una boda con mucho amor y sentimiento.

    Gracias por tu amor, tu entrega sin límites y tu corazón, eres la persona más grande que he conocido.











     

    77684